¿Qué es una TPV? y ¿qué tipos te conviene?

Índice [Ocultar] [Mostrar]

Si tienes un negocio o estás pensando en crearlo, te interesa conocer lo máximo posible sobre cómo gestionar las ventas, emitir tickets, controlar tu stock, administrar los pagos con tarjeta…

Todo eso se resume en un concepto: TPV. Te contamos lo que necesitas saber para gestionar tu actividad de la manera más efectiva.

Da igual que tu negocio sea online o presencial. O si te dedicas a la restauración o vendes zapatillas deportivas. Vas a necesitar las mejores herramientas para que tu gestión sea lo más fiable posible para ahorrar tiempo y preocupaciones. Un Terminal de Punto de Venta (o TPV) es lo que necesitas. Vamos a explicarte en profundidad qué es y qué te puede ofrecer esta herramienta.

¿Qué es el terminal punto de venta físico?

Antaño, todo negocio tenía una caja registradora que era el “corazón” económico de la actividad. Afortunadamente se ha avanzado muchísimo y hoy estamos a años luz de aquellas máquinas: tenemos los TPV.

Básicamente se trata de los dispositivos que verás en prácticamente cualquier establecimiento comercial. Es lo que permite que puedas pagar casi cualquier cosa con tarjeta.

En tu negocio, un TPV te da la opción de administrar muchas otras tareas además de pagos y cobros: monitorizar todo el proceso de venta, imprimir tickets, llevar al día el inventario, generar informes…

En resumen: todo lo que tiene que ver con el proceso de venta es mucho más rápido y organizado. Hoy es bastante difícil encontrar un negocio que no funcione con un TPV, sobre todo desde que hemos asimilado el pago con tarjeta de crédito o débito como algo habitual. También tienes que saber que un TPV se compone de un software y un hardware.

El sofware

Es el programa para la gestión del negocio y que va a contener toda la información relevante. Hay distintos tipos de programas, incluso los verás gratuitos y descargables por internet. Los hay más o menos genéricos y más o menos especializados, dependiendo de la complejidad de las operaciones que vayas a realizar.

El hardware

Aquí tenemos que hablar de los dispositivos físicos que hacen de soporte a los programas: CPU, datáfono, pantalla táctil, teclado, impresora de tickets, lector de código de barras… ¿Los necesitas? Depende. Si tu tienda es física, rotundamente sí. 

Tendrás que estudiar lo que te ofrece cada entidad bancaria para elegir la mejor propuesta: conexión GPRS, con ADSL (inalámbrico o fijo), con red telefónica convencional…

También puedes acceder a aplicaciones para el móvil con las que puedes cobrar (con un pequeño lector de tarjetas) e incluso enviar facturas a tu cliente. Esta opción es útil para quienes tienen que desplazarse y cobrar, por ejemplo, en el domicilio del cliente.

Pero si tu actividad es exclusivamente online (porque obviamente hoy en día muchos negocios ya no se hacen sobre un mostrador), entonces te interesa conocerlo todo sobre qué es un TPV virtual.

¿Qué es el TPV?

TPV virtual, ¿qué es y cómo saber si me interesa?

El comercio virtual es una realidad que no deja de crecer y hay soluciones válidas para todo tipo de operaciones.

De todos los sistemas que puedes elegir para la gestión de tu negocio online, encontrarás la mayor seguridad en el TPV virtual online 3D Secure. Es el que mejor protegerá los datos de cualquier transacción, puesto que encripta la información para transmitirla directamente del comprador al banco, sin que pase en ningún momento por el vendedor.

¿Tienes un negocio online? Habla con tu banco o procesadora de pagos

La entidad bancaria será la que tome la decisión de concederte o no un TPV virtual para tu CMS online.

Para eso van a pedirte que verifiques que tu negocio es legal al cien por cien. Obviamente el banco no va a respaldar un proyecto que no vea claro, y ante la duda preferirá ser conservador y no aceptar tu propuesta.

¿Qué les interesa saber a los bancos?

  1. Qué vendes: Para comprobar la naturaleza de tu propuesta y asegurarse de que no esté vinculada de ningún modo al blanqueo de dinero. Ante la menor sospecha la respuesta será un NO.
  2. Cuánto cuesta lo que vendes: El volumen de las transacciones de dinero es un factor a tener en cuenta. Eso es porque realmente un TPV virtual representa una cuenta de crédito. Si tu negocio online va a mover cantidades importantes de dinero, el banco pedirá una seguridad total y por tanto será más difícil (no imposible, si cumples sus requerimientos) que te concedan el virtual.
  3. Dónde vas a vender: El nivel de seguridad no es el mismo en todos los países. En función de la amplitud geográfica de tu negocio online el banco valorará las posibilidades de fraude y actuará en consecuencia.

Elige el tipo de TPV virtual que necesitas

¿Cuál es el nivel de riesgo que asume tu negocio? Tu tienda online puede optar a dos clases de TPV virtual:

Bajo riesgo

El TPV virtual de bajo riesgo es el que más se atreven los bancos y por tanto, el que autorizan con mayor frecuencia. Entienden que existe un riesgo mínimo de que se retroceda el cargo, es decir, que el titular de la tarjeta reclame a su banco que le devuelva total o parcialmente el dinero de la operación que ha realizado.

Cuando se realiza una compra por este sistema el cliente tiene que dar el visto bueno a la operación introduciendo un código que envía al momento la entidad bancaria a su teléfono móvil. El método es conocido como 3D Secure (para Visa), Secure Code (para MasterCard) o Safe Key (para American Express).

Alto riesgo

Este sistema pago no tiene 3D Secure ni otros medios para proteger la operación contra el fraude. Cuando el cliente hace su compra, no hay un mecanismo de seguridad de refuerzo para validar la operación.

Por ese motivo es difícil que el banco conceda este tipo de TPV de alto riesgo. Aun así hay perfiles de negocio online a los que este sistema les puede encajar. Son los que efectúan pagos automatizados con periodicidad diaria, mensual o anual (caso de las domiciliaciones), cobros por vía telefónica o directamente asumen un nivel de riesgo más alto que compensan con un mayor número de ventas.

¿Cuál es tu caso? ¿Te quedas con alguna duda? Somos especialistas en medios de pago, así que puedes contar con nosotros para ampliar tu conocimiento sobre lo qué es un TPV. ¡Ponte en contacto con nosotros y te ayudaremos!